22/8/09

La lámpara de aceite

Primero somos rocío de Luz
sobre la gramilla enjoyada del tiempo
jugueteo,  brisa en los bordes del día
fiesta en el tintineo del Cosmos.



Chispas de piedra el olvido
círculo dorado  
punto en el recuerdo.



El pasaje se cierra al hombre
oscuridad
de los hilos
que tejieron el manto del Profeta.
Sólo manos en tinieblas
bastones blancos
lazarillos de cartón y bambalinas
entre el penitente rodar
del aplauso al oprobio
del tatuaje del éxito a la soledad
hasta caminar el santuario de rodillas
y encender juntos la lámpara de aceite
como bengala

en la noche del naufragio.


©Susana C. Lobo
Del libro: Viaje a Kshanti. Vestal Ediciones.
Río Ceballos. Córdoba. Argentina.







Lucía Gis tomo la foto de un centro de mesa luminoso que realizó Marta Ramallo.

1 comentario:

Leonor Mauvecin dijo...

Elevemos la lámpara de aceite , para homenajear a la poeta , gracias por tu poesía Leonor